Síguenos en Facebook: ViajarPorCantabria.com

El puente romano

linea2
Qué hacer     Qué ver     Restaurantes    Alojamientos    Puebloslineapuente_romano_lierganes

Localización

EL Puente Romano está ubicado sobre el cauce del río Miera y comunica los barrios de El Mercadillo y El Calgar en la ciudad de Liérganes, municipio del mismo nombre en Cantabria.

Historia

El Puente Romano fue construido entre 1587 y 1606 por Bartolomé de Hermosa, maestro de cantería. Antiguamente en este mismo lugar había otro puente de la época medieval.

Para la construcción de este puente utilizaron piedra del mismo rio Miera. Una de las características de este puente que a pesar de ser conocido como Puente Romano, no lo es (no es romano).  El puente comunica los barrios de El Mercadillo y El Calgar.

Antiguamente este puente conectaba la comarca con el Camino de Castilla, hacia el Portillo de Lunada. La construcción de este fue parte de la revolución de los transportes producida en la región entre 1585 y 1590. Esta con el fin de hacer que las comunicaciones y caminos sean seguros, permitió que todos los puentes principales de Cantabria hechos en madera se reedificaran en piedra.

Otro asunto interesante que trajo la construcción de dicho puente fue el conflicto entre los pueblos vecinos de Liérganes y Rucandio. Este problema llego hasta la Real Chancillería de Valladolid debido a que Runcadio se negaba a pagar por la construcción del mismo alegando que cada lugar debía hacerse cargo de sus propias obras. El fin del conflicto termino cuando la Real Chancillería de Valladolid determino que Runcadio debía de pagar el 50% del costo de las obras como se había hecho  siempre en estos casos. A pesar de estar solucionado ese conflicto la molestia siguió en el ambiente por lo que en 1612 algunos vecinos fueron encarcelados debido a este tema, mucho tiempo después de finalizada la construcción del puente y del pleito.

El puente Romano es esbelto y de apariencia ligera. Este cuenta con dos arcos de medio punto los cuales no son del mismo tamaño. El puente se encuentra en perfecto estado de conservación y a pesar de las tantas inundaciones en la zona este no ha necesitado mayores trabajos de restauración.

Bajo el puente y a orillas del Miera se encuentra también un molino construido en 1667 que actualmente está dedicado al Museo del Hombre Pez. Este molino estuvo en uso hasta finales del siglo XIX.

 



Escribe un comentario