Síguenos en Facebook: ViajarPorCantabria.com

Palacio de Chiloeches en Santoña

linea2
Qué hacer     Qué ver     Restaurantes    Alojamientos    PuebloslineaPalacio-de-Chiloeches-en-Santoña

LOCALIZACIÓN
El Palacio de los Marqueses de Chiloeches se encuentra en pleno casco urbano de la localidad marinera de Santoña, en la Calle Virgen del Puerto y cercano a la Iglesia de Santa María del Puerto.

HISTORIA
Esta casona fue mandada construir por Antonio Ortiz de Santelices, Marqués de Chiloeches, durante los primeros años del siglo XVIII y, desde entonces, ha tenido diferentes funciones y usos.

Después de ser la vivienda de los descendientes del Marqués durante varios años, fue sede de la Aduana durante la segunda mitad del siglo XIX. Más tarde, pasó a ser el Hospital Militar de la villa hasta la Guerra Civil, momento en el que se convirtió en una cárcel. Ya durante la posguerra se utilizó como escuela.

En 1972 fue declarado Bien de Interés Cultural y en la actualidad se encuentra en estado ruinoso, abandonado y lamentable, rodeado de andamios desde hace años. Es de propiedad privada pero según nos cuentan el Ayuntamiento no permite rehabilitarlo. Los pisos se encuentran deshabitados pero en los bajos comerciales encontramos una peña taurina y la sede de la Falange Española de Santoña que sufrió un atentado de ETA el 8 de marzo de 2006.

ARQUITECTURA
Se trata de un edificio con decoraciones barrocas, de planta cuadrada, tres alturas y tejado a cuatro aguas, en el que destaca sobre todo, su fachada principal.

En ella podemos ver dos partes diferenciadas. El bajo, construido en piedra de sillería, tiene la puerta principal y un par de ventanas adinteladas a cada lado de la puerta. Los dos pisos superiores, en cambio, muestran una bella decoración sobre sillares de almohadillo con formas de rombos y espigas. En lo alto, la cornisa muestra también una decoración vegetal.

También destacan en esta fachada los dos grandes escudos de armas barrocos de la familia, a cada lado de la fachada, en lo alto del edificio.



Escribe un comentario